Contenido principal

Prensa

imagen foto_marquesina.jpg

Subdirector del Trabajo inaugura encuentro de Relaciones Laborales

Toda la línea operativa de Relaciones laborales a lo largo del país se reunió para proyectar el quehacer del año 2015.

02/12/2014

imagen foto_portada.jpg

Más de un centenar de funcionarios de la línea de Relaciones Laborales a lo largo del país se reunieron en Santiago para analizar, entre otros aspectos, los ejes de las reformas laborales y los nuevos desafíos que esto implicará para el Departamento y la Dirección del Trabajo en su conjunto.

El Subdirector del Trabajo, Rafael Pereira, sostuvo que la reforma laboral va de la mano con el proceso de modernización de la Institución, debido a las exigencias que esta conllevará para los funcionarios de la Dirección del Trabajo.

En la oportunidad, Pereira enfatizó que el impacto central de las reformas está en la línea de relaciones laborales en lo que se refiere a la promoción de la libertad sindical, aumento de la negociación colectiva y la solución alternativa de conflictos, donde tendrá preponderancia la mediación.

imagen recurso_1.jpgPereira puntualizó que sin duda habrá un cambio en el modelo de mediación, por lo que se "nos exigirá mucha más proactividad no solo durante los buenos oficios sino que durante todo el proceso de la negociación colectiva. Por lo que tendremos que realizar una mediación más integral".

El Subdirector del Trabajo precisó que la asistencia técnica en estos procesos será fundamental, tanto para los sindicatos como para las micro y pequeñas empresas. Agregó que también deberemos dar asistencia a los trabajadores en la etapa previa a la formalización de un sindicato, ya que los trabajadores muchas veces tienen temor de organizarse, por lo que es necesario informarles de sus derechos y de los beneficios que otorga la actividad sindical.

Por esto, y es un deber del Estado, "deberemos generar acciones para promover y acompañar la formación de sindicatos", agregó Pereira.

Finalmente, el Subdirector manifestó que las reformas laborales vendrán de la mano del proceso de modernización de la DT, y principalmente se deberá potenciar tres grandes líneas como son: Inspección, libertad sindical y solución alternativa de conflictos.