Contenido principal

Prensa

Director del Trabajo fija prioridades a nuevos inspectores

Un total de 35 jefaturas, la mayoría recientemente designada, participa entre el 6 y el 10 de octubre en un curso de inducción que, entre otros objetivos, los interiorizará de los nuevos desafíos estratégicos de la institución.

06/10/2014

Para compenetrarse de los objetivos de este nuevo período institucional, 35 jefaturas recientemente asumidas en inspecciones comunales, provinciales y centros de conciliación y mediación de todo el país, comenzaron hoy un curso de inducción de cinco días de duración.

Reunidos en un hotel santiaguino, las 35 jefaturas recibirán entre este lunes 6 y el viernes 10 de octubre una preparación intensiva sobre habilidades propias de sus cargos y también las prioridades de la Dirección del Trabajo (DT) en este nuevo ciclo de cuatro años.

Profesionales de cada uno de los departamentos y oficinas contralora y auditora les explicarán los énfasis de cada área mientras que una consultora externa los adentrará en liderazgo, conducción de equipos de trabajo y comunicación efectiva, de modo que puedan conducir a sus equipos en el marco de un clima inclusivo y motivador.

El curso fue inaugurado este lunes por el Director del Trabajo, Christian Melis, quien le atribuyó una alta trascendencia estratégica.

Al explicarles la importancia de sus nuevas funciones, Melis les dijo que asumen en un período en que la Dirección del Trabajo asumirá un rol preponderante en el nuevo escenario laboral que se avecina.

"Elegimos a los mejores", dijo la autoridad, "por eso les pido que pongan lo mejor de sí para el desarrollo y logro de estos objetivos". Al hacer esta exhortación, Melis afirmó que "la tarea de ustedes es importante, no es fácil, y por lo tanto haremos lo posible por apoyarlos, estar con ustedes, de manera de facilitarles las cosas, pero también les vamos a exigir compromisos, que haya una participación importante de ustedes en el ejercicio de su cargo a través de las Inspecciones".

El Director del Trabajo explicó luego los énfasis en tres áreas vitales en el funcionamiento de la DT.

En fiscalización, les recordó que es la principal responsabilidad institucional, que será fortalecida, y que, por ello, "les pido que ese criterio también sea apuntado por ustedes". En ese contexto, urgió a darles un trato preferente a los dirigentes sindicales, "porque cuando les damos un trato preferente a ellos estamos dándoles un trato preferente a todos los trabajadores que están detrás".

En la relación con los usuarios de la DT, Melis dijo que son todos importantes -trabajadores, sindicatos y empleadores- y que posiblemente su atención será mejorada con la inclusión de nuevas herramientas informáticas que serán aplicadas próximamente.

Todo lo anterior, la autoridad lo enmarcó en el proceso de modernización ya iniciado con un proceso de consulta que desembocará a mitad de 2015 en una propuesta al Gobierno sobre un cambio de la actual ley orgánica que data de 1967 o iniciativas legislativas que den más atribuciones al Servicio que está cumpliendo 90 años de existencia