Contenido principal

Prensa

Dirección del Trabajo aumentó en 50% fiscalización a buses interurbanos y quiere un mejor sistema de control

Este año se completarán 2.700 fiscalizaciones contra 1.800 efectuadas el año pasado, lo que significa un incremento del 50 por ciento. También crecieron las multas, que en noviembre ya totalizaban mil millones de pesos.

23/12/2011

Durante la última fiscalización de este año a los buses interurbanos, la Ministra del Trabajo, Evelyn Matthei, y la Directora del Trabajo, María Cecilia Sánchez, anunciaron el pronto funcionamiento de una mesa de trabajo con expertos, empresarios y trabajadores del sector para crear un sistema de control de jornada laboral que sea inviolable.

Uno de los problemas de la fiscalización actual es que el sistema de control de jornada es manipulable para aparentar que las horas de conducción no sobrepasan los máximos legales.
Tal como lo dijo la ministra en el Terminal de Buses Sur de Santiago, empresarios y conductores se culpan recíprocamente de hacerlo.

"El control automático hoy día es con una tarjeta y tú puedes partir sin haber metido la tarjeta y la pones dos horas después; por lo tanto, nadie sabe realmente cuándo empezaste a trabajar; y el sistema que estamos pensando es uno que funcione con la huella (digital)", dijo la ministra.

La Directora del Trabajo añadió que el nuevo sistema puede estar instalado en el bus de modo tal que éste no pueda funcionar sin que el conductor haya marcado antes su huella dactilar en el lector digital.

En el mismo afán de hacer más seguro el transporte de pasajeros en los buses interurbanos, la ministra Matthei postuló la idea de crear una escuela profesional de conductores, sobre todo en momentos en que se ha detectado una insuficiencia de estos trabajadores.

MÁS FISCALIZACIONES

Durante la fiscalización del 30 de diciembre, la Directora del Trabajo explicó que las fiscalizaciones en estas fechas se intensifican ya que durante los fines de semana largos y las vacaciones se produce el mayor incumplimiento de las normas relativas a jornada laboral y descanso.

Estas infracciones son por lejos las más frecuentes, representando más de un 80 por ciento de las sanciones. Su incumplimiento puede potencialmente ocasionar accidentes de tránsito.

Aunque las denuncias en esta área bajaron durante el presente año las fiscalizaciones programadas aumentaron sustantivamente. El año 2010 se hicieron 1.800 inspecciones, mientras el 2011 alcanzaron las 2.700, lo que significa un aumento del 50 por ciento.

Las multas sumaron 767 millones de pesos el año anterior y faltando un mes por contabilizar, el 2011 ya totaliza más de mil millones.

Esta fiscalización permanente se reflejó en el fin de semana de Navidad, cuando se realizaron 265 fiscalizaciones a buses interurbanos en todas las regiones del país. Se detectaron 177 sanciones por un monto de 3.140 UTM ($122.525.940 pesos).

Asimismo, el viernes 30 de diciembre se realizaron como mínimo 65 inspecciones en todo Chile.